martes, 15 de enero de 2013

Hablemos de blogs

De vuelta al carnaval de blogs Laura nos invita a hablar un poquito de la razón de ser del nuestro.  Confieso que este es un tema que no me esperaba pero que me ha resultado muy grato escribir. Las preguntas que nos plantea:

-¿Por qué elegiste este título para tu blog?
-¿Cuándo y por qué empezaste a bloguear sobre homeschooling? ¿Es éste tu primer blog?
-¿En qué te ha ayudado escribir un blog?
-¿En qué te ha ayudado leer otros blogs?
-¿Cómo has organizado tu blog? Cuéntanos, por ejemplo, qué etiquetas usas, quién está en tu blogroll, si permites comentarios y cómo los gestionas, si tienes un frecuencia determinada de publicación, etc.

Mis respuestas:

Porque somos nómadas nació el día en que iniciamos nuestra EeF y es el primer y único blog que tengo. Me tomo mucho tiempo abrirlo como tal aunque la idea rondaba en mi cabeza mucho antes y es que al comienzo tuve que preguntarme exactamente que quería conseguir con el blog para poder definir el contenido y que tanto quería revelar de mi misma y sobre todo averigüar que quería conseguir con el blog. Al final me quedo claro que lo mejor era escribir para mi misma y compartir mis experiencias en caso de que lleguen a ser útiles para alguien más y sobre todo ir dejando constancia de la evolución de todo nuestro proceso para el futuro. Mi intención no es aleccionar ni andar defendiendo mi estilo de vida, ni siquiera informar por que ahora ya existen muchos blogs sobre EeF muy específicos sobre alguna metodología o sobre el homeschool como tal muy buenos que tratar de hacerlo yo me parece repetitivo y poco provechoso.  Escribir en el blog es un acto meramente terapeútico para mi y por ese mismo motivo me ha ayudado mucho a mantener en control mis demonios pues en pleno puerperio y sin tribu real alrededor el leer y compartir en otros blogs y en el mío me ha ayudado mucho durante el proceso y me ha permitido además conocer puntos de vista tanto similares como distintos a los míos que me hacen reflexionar y cuestionar siempre para no llegar a considerarme maestra sino aprendiz empedernida.

En cuanto a la organización...  procuro no crear demasiadas etiquetas sino que cada una de las que asigno las pienso un poco generalistas para mantener la lista corta, soy de estilo minimalista que se le puede hacer ;)  En el blogroll tengo incluidos no sólo blogs sobre EeF sino también de recursos y de crianza con apego.  No los tengo todos allí porque sino la lista se me hace muy larga y la navegación a cada entrada se haría pesada.  Hay muchos más que sigo pero los tengo añadidos en el escritorio y allí además hay incluidos de otros temas que me interesan como de nutrición por poner ejemplo.  Los comentarios los tengo abiertos en primera por que me da pereza estar entrando a cada rato para ir aprobandolos y en segunda por que aunque uno queda expuesto a las malas vibras creo que cualquiera puede pasar y opinar aún cuando no este de acuerdo y yo tengo la libertad de darle cuerda a su rollo o cortarsela según sea el caso.  En general estoy acostumbrada a ser cuestionada y lo veo como un proceso de aprendizaje y lo único que no tolero es cuando alguien lo hace de manera altanera o tratando de venderme su idea, entonces sólo le doy el avionazo por que como dice mi madre mejor que haya un loco y no dos. Además es ese contacto con los demás no sólo en los comentarios al blog sino en los que dejo en los demás sitios que sigo lo que me precisamente me agrada del asunto de bloguear y me sigue motivando a escribir y compartir. Hasta el momento no he tenido ningún "encuentro" que me haya dejado mal sabor de boca. No tengo un patrón de publicación, lo hago cuando siento que tengo algo que decir y sobre todo cuando encuentro tiempo para hacerlo, aunque este año quiero dedicar un tiempo en especial para el blog y así poder escribir tanto como quisiera.

¿Y el nombre?  El nombre esta relacionado a la actitud abierta que tengo a estar en constante movimiento y crecimiento.  No soy una persona que tienda a buscar un sitio de asentamiento sino a explorar nuevas ideas y lugares.  Las rutinas y las planeaciones son algo que me agrada hacer pero que muy pocas veces cumplo precisamente por mi forma de ser, me gusta el cambio y lo busco constantemente por que si no me aburro.  Y como los nómadas quiero una vida frugal sin apego a las cosas materiales y poseyendo sólo aquello con lo que puedo cargar, aún estoy lejos de mi meta sobretodo por que ahora no sólo cargo con mis cosas sino también hay que cargar las de la familia pero creo que ahora que nos mudamos estamos un paso más cerca de llegar a ese punto. Y de igual manera quiero que mis hijos tengan esa actitud de ser un nómada cargado sólo con los conocimientos necesarios para tener una vida plena pero no con el piano encima, que sean acumuladores de experiencias no de cacharros vaya. ¿Qué si me pesa estarme mudando a cada rato? Mi padre era militar y desde pequeña me toco mudarnos constantemente de residencia y aunque en el periodo de la prepa y la carrera estuvimos más estables en cuanto salí de casa me la he pasado haciendo lo mismo y hasta el momento no he conseguido estar más allá de un año en un mismo lugar. Mi hogar esta allá donde esten los que más quiero así sea en China o en pleno Polo Norte y aún no me llega la necesidad de establecerme en un sólo sitio hasta que envejezca, supongo que en algún momento llegará.



2 comentarios:

Carmen Ibarlucea P. dijo...

Hola Ivett:
Me alegra leerte. Veo que somos distintas pero no tanto.

Yo finalmente he comprado una casa para mis libros pues soy dada a coleccionarlos, es algo superior a mi. La idea era dejar los libros quietos pues las mudanzas ya se hacían pesadas... pero una vez hemos tenido casa, han comenzado a llegar los animales (ahora que los hijos ya no están) y resulta que sin hijos estamos más apegados al terruño que antes. La vida no deja de sorprenderme.
Gracias por compartir.

Ivett dijo...

Hola Ipe,

Me da gusto tenerte por acá. La verdad es que te entiendo. Yo también soy muy afecta a los libros y al no contar con una biblioteca que nos satisfaga he ido acumulando varios. Y si las mudanzas se hacen pesadas cuando acumulas demasiados pero aún así como tu no he podido evitar cargar con una maleta llena de algunos de los favoritos de la familia ahora que nos mudamos. Así que el asunto de llegar a ser verdaderos nómadas sigue todavía en paniales, jajajaja

Saludos